lunes, 19 de octubre de 2009

puntos de vista


Ayer mis primitos, que tienen entre 8 y 12 años, miraban una peli en la tele, que tiene a Demi Lobato y a Selena Gomez como protagonistas (estrellas de Disney, ídolas de niños y adolescentes...). Uno de ellos me pregunta: ¿te parece linda Demi? - yo contesto sí, más o menos, no es tan linda. Y mi primo acota "ES GORDA".
Mis ojos se salieron de sus órbitas. "¿Gorda? ¿Dónde gorda? ¿Pero qué estás viendo?"
Y justo hay un plano donde ella camina, se la ve de cuerpo entero. Un cuerpo hermoso, armónico, con lindas curvas. "¿Pero eso te parece gordo? Tiene un cuerpo re lindo!!" le digo.
Y me contestan mis otras primas "No, es que mirá a Selena, ella es flaca." Y la chica que mencionan aparece, con sus brazos flaquitos, escuálida.
No podía salir de mi asombro, indignada por el concepto distorsionado que ya tienen incorporado, de lo que es un cuerpo flaco, un cuerpo gordo, un cuerpo bello. Sobre todo, porque era EL TEMA de conversación, todos opinaban sobre esto.

Mi tía entró a la habitación, y justo estábamos jugando a decir algo moviendo los labios, que el otro debía interpretar. Una de mis primas gesticula, y mi primo le lee los labios y dice en voz alta "tu mamá es gorda".
Me quedé helada, sin reacción. Primero, por la crueldad de mi primita ...Que eso sea lo primero que se le venga a la mente! Segundo, por ver a mi tía ahí, parada, escuchando en silencio las crueldades que los chicos decían sobre ella, delante de sus ojos! "Sí, mi mamá es gorda", justificaban sus hijos. Y yo ahí salí de mi estupefacción: "tu mamá es hermosa. ¿Qué estás diciendo?" Y ellos decían "pero está gorda".
Y mi tía, un poco riéndose para salir del apuro, dijo "bueno, ahora subí un poquito, pero igual me dí cuenta que me gusta ser gordita. Me siento más sensual. Como que flaca, siento que no soy atractiva, me gusta estar pechugona."
Me alegró mucho esa respuesta.

¿Por qué todas tenemos que ser flacas? ¿Por qué una se siente fea cuando ya tiene unos kilos de más?
Siento que está todo distorsionado.
¿Qué le están enseñando a los niños? ¿Que un cuerpo gordo es feo, que un cuerpo flaco es bello? ¿Que eso es lo que vale? ¿Es lo primero que miran?

Capítulo aparte, pero que está relacionado: mis primitos querían convencerme de que me tengo que comprar un celular con cámara y mp3. Que mi celular es feo y viejo. Yo me reía y les pedía que me convencieran, que me hicieran ver la necesidad de tenerlo. Obviamente no sabían explicarlo, sólo me decían "no podés tener ese". Casi que les daba vergüenza que yo tuviera un celular "normal" (para mí) - "horrible" (para ellos). Mi primito hasta me ofreció regalarme uno cuando tenga plata.

De nuevo ¿Qué es lo que priorizan? ¿Valoran el tener más que el ser? Es una pregunta muy filosófica, espiritual o como quieran llamarle. Pero si los niños le dan valor a uno por tener un celular de última generación, o un cuerpo flaco, ¿dónde está puesto el foco? ¿Qué va a ser de ellos cuando crezcan? Ojalá se despierten. Pero está en los padres, en primera instancia, abrirles los ojos.

Pia

2 comentarios:

··Nova~ dijo...

Dios no soy la única!!!

http://claroscuro-nova.blogspot.com/


Saludos, NOva

pepe peralta dijo...

Interesante, diria que en los padres y precisamente en como son manejadas este tipo de conversaciones en la familia, entre amigos, y en la guia que puedan darles aquellas personas a quienes los niños suelen ver como modelos, siempre hay algun primo o tio en particular a quien los niños estiman o admiran más, y es ademas de los padres un importantisimo orientador para el enfoque que le dan a las cosas. Lo dificil siempre será el controlar la influencia del entorno de amigos de la misma edad y la presión social a la que se ven sometidos x no tener un celular "moderno y lindo" y ropa de moda o estar a tono con el grupo.